Pollo al horno con limón y canela acompañado de patatas Hasselback

Durante las navidades las reuniones familiares se hace imprescindible encontrar recetas buenas y sencillas. Son muchas las comidas grupales buscando disfrutar de la compañía  sin llegar exhausta a la mesa después de cocinar durante horas.

Ese día mi madre y yo decidimos hacer un pollo relleno al limón, aunque no era cualquier pollo, sino uno criado en casa de una amiga de ella que además se lo había regalado en señal de amistad.

Fotografia

Para acompañar nada mejor que unas patatas a lo sueco que quedan muy bonitas y están espectaculares de sabor, son las patatas al estilo Hasselback que se cortan en forma de acordeón.

He querido ahora, pasadas las fiestas, reproducir esa receta porque además de todo lo dicho antes estaba riquísima.

Ingredientes 4 personas:
1 Pollo entero criado en libertad
½ cabeza de Ajos
1 Manzana
1 Cebolla
1 Limón
½ Lima
1 vaso de vino Blanco
1 vaso de Agua
1 Rama de canela
1 hoja de Tomillo
4 Patatas blancas
1 rama de Eneldo fresco
4 Tomates
Sal, Aceite de Oliva, Pimienta negra

Preparando el pollo:
Encender el horno a 200ºC mientras vais preparando los ingredientes.

Decirle a vuestro carnicero, en mi caso carnicera y se llama Natalia, que os prepare el pollo para asar entero. Ella os vaciará las tripas, intestinos y todo lo demás y os quemará los pocos pelillos que le queden, además de eliminar la cabeza.

Cortar la manzana y la cebolla en gajos y estos partirlos por la mitad. Cortar la lima y el limón en rodajitas. Seccionar la cabeza de ajos por la mitad y dejar encamisados (con la piel).

Patatas Hasselback:
Pelar las patatas e ir practicándole rodajitas. Para ello colocarlas sobre una cuchara grande de servir evitando así llegar abajo con el cuchillo y que se corten del todo.

Esta vez les añadí lo mismo que al pollo y unas hojitas de eneldo fresco nada más, sin embargo les puedes añadir mantequilla, ajo y distintos tipos de queso.

Montaje del plato:
Rellenar el pollo con toda esta fruta cortada y la cebolla. Disponerlo en el centro de la bandeja y esparcir el resto de ingredientes a su alrededor.

Regar con el vino blanco y el agua.

Introducir al horno durante 30’ a 200ºC. Al cabo de este tiempo bajar a 180ºC y dejar una hora más. Gratinar al final durante 10’ a 100ºC para dorar la piel.

Inspirándome en Oriente próximo le he añadido la canela y el limón, me transportan a otras culturas con sabores peculiares y un agradable aroma.

Acompañar de una ensalada y a disfrutar sin muchas preocupaciones.

Fotografia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s